sábado, 26 de mayo de 2012

Semana Internacional del Detenido Desaparecido


Del 25 de mayo al 31 de mayo de 2012  Semana Internacional del Detenido Desaparecido. ASFADDES invita a las organizaciones sociales y líderes a participar de la programación que se tiene preparada.



jueves, 24 de mayo de 2012

Hasta México llega la itinerancia de ‘Derecho a Ver’



El 23 de mayo comienza la itinerancia de la muestra de documentales de derechos humanos 'Derecho a ver' en Ciudad de México, con la proyección de dos documentales, en el marco de la Semana Internacional del Detenido Desaparecido en el Auditorio Che Guevara de la UNAM (entrada por la Galería Autónoma).

Se presentarán "La historia que no contaron" de Ayoze O’Shanahan y Erika Antequera a las 16:00 horas y "Casanare, exhumando el genocidio" de Bruno Federico, a las 18:00 horas. Al finalizar la segunda función, se hará un foro para conversar sobre ambas películas.

'Derecho a ver’ es una muestra itinerante de documentales de Derechos Humanos organizada por Making Docs y la Corporación Compromiso con el apoyo de Achiote cocina audiovisual. La muestra, compuesta por 23 documentales -en su mayoría colombianos-, abre una ventana para el documental social y promueve el dialogo y el intercambio del sector cinematográfico con organizaciones sociales, de DDHH y la comunidad en general; buscando sensibilizar y promover una conciencia crítica alrededor de nuestro contexto social y político. La muestra se ha llevado a diferentes ciudades y regiones de Colombia y, en ésta ocasión, llega a México D.F.

Más información en:

“Intervenir antes que anochezca”, experiencias para construir la paz


Investigadora de la UNAB presentará en Bogotá un libro que recoge las lecciones de comunidades que han encontrado una salida al callejón del conflicto armado interno.

Colombia requiere salir del limbo en el que se encuentra el conflicto armado interno y fijar su mirada en las regiones, donde hallará experiencias de paz que pueden marcar un nuevo rumbo.

Así lo enfatiza la investigadora Esperanza Hernández Delgado, quien durante los dos últimos años y medio recorrió el país y conoció en detalle ocho casos en los que han salido airosas comunidades y organizaciones para las que ha primado el diálogo con poder transformador, basadas en cosmovisiones pacíficas que en medio de necesidades extremas a las que las ha conducido el conflicto, dieron preponderancia a la palabra, los derechos humanos y, sobre todo, a la vida.
                                              Investigadora Esperanza Hernández Delgado
Como resultado de ese riguroso trabajo es que Hernández Delgado, investigadora del Instituto de Estudios Políticos de la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB), presentará este miércoles 23 de mayo su libro “Intervenir antes que anochezca. Mediaciones, intermediaciones y diplomacias noviolentas de base social en el conflicto armado colombiano”, en un acto que tendrá lugar en el Salón Sur del Edificio ‘Gabriel Giraldo’ (Piso 9) de la Universidad Javeriana de Bogotá, ubicada en la calle 40 No. 6-23.

La publicación del libro forma parte de un macroproyecto auspiciado por la Unión Europea con el propósito de apoyar la construcción y consolidación de escenarios regionales de paz, el cual contó con Pensamiento y Acción Social (PAS), Diócesis de Quibdó (Chocó), Fundación Cultura Democrática (Fucude) y la UNAB, como socios ejecutores.

Los casos analizados son los del Consejo Regional Indígena del Cauca (CRIC), la Asociación de Trabajadores Campesinos del Carare (ATCC) en Santander, la Asamblea Popular Constituyente de Micoahumado (Sur de Bolívar), el Consejo Comunitario Mayor de la Acia, Chocó (Cocomacia), la Diócesis de Quibdó junto a las de Tibú, Socorro-San Gil, Vélez y Magangué, la Iglesia Cristiana Menonita, la Asociación de Familiares de Soldados y Policías retenidos o en la selva (Asfamipaz), así como Colombianos y Colombianas por la Paz.

“Este libro destaca la complejidad del conflicto armado colombiano, su larga duración, su degradación, la imposibilidad de interpretarlo de manera lineal y la urgencia de intervenir en él antes que anochezca, porque como dicen los indígenas Nasa: ‘El conflicto existe, ahí está, hay que mediarlo, intervenir en el mismo, pero en el tiempo oportuno, antes que se haga tarde, porque si se hace tarde aparece la tragedia’”, manifiesta su autora.

El lector encontrará una minuciosa presentación de lo que han logrado estos poderes comunitarios o colectivos y su mediación para salvar vidas, lograr desminados de carreteras, facilitar intercambios humanitarios, proteger culturas, territorios, autonomías y derechos fundamentales, modificar parcialmente comportamientos de los actores armados, con alcances palpables “que indican posibilidades de transformación pacífica de este conflicto”.

Esperanza Hernández Delgado es magistra en Estudios Políticos de la Universidad Javeriana, y candidata a doctora en Paz, Conflictos y Democracia, de la Universidad de Granada (España). Publicó en 2004 “Resistencia civil artesana de paz. Experiencias indígenas, afrodescendientes y campesinas”, y junto a Marcela Salazar escribió en 1999 el libro “Con la esperanza intacta. Experiencias comunitarias de resistencia civil no violenta”. También es la autora del capítulo “Diplomacias populares noviolentas: prácticas de paz imperfecta en experiencias de construcción de paz en Colombia”, para el libro “Los hábitos de la paz, teorías y prácticas de la paz imperfecta”, editado por los docentes españoles Francisco Muñoz y Jorge Bolaños.

Precisamente es el profesor Muñoz quien en el prólogo de “Intervenir antes que anochezca”, afirma que este libro merece ser leído, “porque al conocer con certeza estas experiencias, crece la esperanza de construir una Colombia y un mundo más pacíficos. Puede que después de leerlo estemos más capacitados para revisar los prejuicios sobre los colombianos y reconocer sus inmensas capacidades para construir la paz”.

Esta obra de Esperanza Hernández Delgado es la invitación a que los colombianos, sin importar creencias, ideología o posición socioeconómica, se le midan de una vez por todas al reto de edificar la paz y para ello demuestra -como lo subraya Muñoz-, que hay recursos, prácticos y teóricos, personales y colectivos, suficientes para actuar. Porque como lo ha repetido en todos los escenarios académicos y comunitarios a donde ha ido su autora, “tenemos que darnos una oportunidad y explorar caminos alternativos”. Un reto complejo, que ojalá llegue “antes que anochezca”.

Para ampliar la información, pueden contactar a la investigadora Esperanza Hernández Delgado en el teléfono (315) 362 95 30.

Bucaramanga, martes 22 de mayo de 2012

Ricardo Jaramillo P., Jefe de Prensa UNAB. Tel (7) 6436261 - 6436111, ext. 327. (316) 5634469. rjaramillo2@unab.edu.co



martes, 15 de mayo de 2012

CONTINUA RECUPERACION DE LA MEMORIA COLECTIVA DE LAS VICTIMAS DE LA VIOLECIA EN LA REGION



Bucaramanga, mayo 14 de 2012. “No nos harán arrepentir el habernos tomado la vida en serio, así nos hayan victimizado de la manera brutal como lo hicieron; así nos hubiéramos quedado solos porque quienes debían decir algo se callaron (…). En la mentalidad de la gente se dejó plantada la idea que los trabajadores no queríamos el desarrollo de la región, simplemente porque reclamamos nuestro derecho a vivir dignamente. Este señalamiento lo juntaron con otro más delicado: que nosotros los trabajadores y nuestras familias éramos guerrilleros”. Estas ‘imágenes’ hacen parte de la introducción a la segunda cartilla de recuperación de la memoria colectiva de los trabajadores de la palma en nuestra región. Esfuerzo apoyado por la Alcaldía de Bucaramanga, la Asociación Minga y la Corporación Compromiso, y que será presentado el próximo viernes 18 de mayo en el Auditorio del Sexto Piso de la Alcaldía, a las 5 de la tarde.

Un trabajo de investigación y recuperación de memoria colectiva, que se adelanta desde hace dos años con trabajadores y extrabajadores de la industria de la palma, junto con sus familias agrupadas en Fundesvic, Sintraproaceites y Sintrainagro. La nueva publicación corresponde al segundo período de la línea histórica que definieron como proceso metodológico, el cual cubre los años de 1977 a 1988 y que lleva por título “De siervos a obreros”.

“De siervos a obreros”, reúne importantes hechos, testimonios y relatos sobre el acontecer laboral y la realidad social de la región, entre ellos la famosa huelga en Indupalma en 1977 y la de Hipinlandia en 1985. También figuran los antecedentes que marcaron el período siguiente de guerra sucia que padeció la población, especialmente en la década de los 90, y que dejó como saldo trágico más de cien trabajadores asesinados, entre ellos 6 Presidentes de los sindicatos de la palma, y al menos 400 familias desplazadas.

Para Javier Marín, investigador social de la Asociación Minga, recuperar la memoria colectiva es una forma de trabajar por los derechos de las víctimas: por el derecho a la verdad, pues la historia hasta ahora conocida ha sido contada por los victimarios; por la justicia, pues la información que se recupera apoya el esclarecimiento de los hechos; y como reparación moral, pues ayuda a desvirtuar los señalamientos con los que se justificó la violencia contra los trabajadores de la palma y sus sindicatos.

Se espera que en el evento, participen organizaciones sociales, víctimas y funcionarios públicos. Además de la presencia de los congresistas Gloria Inés Ramírez e Iván Cepeda.

Mayor información:
Fundesvic: Aníbal Mendoza – 315 820 7111
Asociación Minga: Javier Marín – 310 561 8618
Corporación Compromiso: Jorge Castellanos – 318 270 5447

viernes, 11 de mayo de 2012

NUEVA VICTORIA DEL AGUA, LA VIDA Y EL PÁRAMO SANTURBÁN


Nueva derrota para Greystar/Eco Oro.

Mediante la Resolución 35 de 2011, el Ministerio de Ambiente deja sin piso unas nuevas pretensiones de la empresa minera Greystar Resources, hoy Eco Oro.  Esta empresa pretende instalar una mina de oro justamente en el Páramo de Santurbán, el punto geográfico donde nace el agua que surte el acueducto del Área Metropolitana de Bucaramanga.

Tal y como es públicamente conocido, la Greystar/Eco Oro fracasó en su primer intento por destruir el Páramo y de paso privar del agua a dos millones de personas.  El  momento en que este sonado fracaso se cristaliza definitivamente fue con la expedición de la Resolución 1015 de 2011, por parte del Ministerio de Ambiente, en esa decisión el ente gubernamental le negó la licencia ambiental al demencial proyecto de los canadienses.  Sin embargo, la empresa extranjera no aceptó esta decisión y la impugnó mediante recurso de reposición, además anunciaron la presentación de una nueva solicitud de licencia para explotar a Santurbán.
En esta reposición interpuesta  los canadienses pretendían básicamente que el Ministerio aclarara que el pit o yacimiento no se encuentra  en zona de páramo y que la Resolución 1015 no está declarando a Santurbán como una zona excluible de la minería.  Surtidos los trámites regulares, la empresa ya ha recibido respuesta mediante la Resolución 35 del 31 de octubre de 2011, emitida por el mismo Ministerio de Ambiente (Autoridad Nacional de Licencias Ambientales) en donde no accede a ninguna de las solicitudes y donde además pone en su lugar a una empresa que sigue desplegando un desempeño lamentable en este proyecto.

En cuanto a la petición relativa al aclarar que el pit no se encuentra en la zona de páramo el Ministerio responde magistralmente cuando lo que aclara es que esa información fue proporcionada por la misma Greystar:

"Es la Empresa (en el EIA que presenta) quien en primera instancia determina el calificativo de que las áreas del proyecto e infraestructura necesaria para su desarrollo, corresponden desde el punto de vista bioclimático al piso de páramo o al Andino…" (Resolución 35 de 2011)

En cuanto al argumento de que no hay ninguna declaratoria oficial de Santurbán como zona de páramo, también la respuesta que reciben es demoledora:

"...los ecosistemas de páramo no se declaran, ni se delimitan, ya que los ecosistemas de páramo lo son per se, y se identifican por sus condiciones propias, es decir, por sus características biofísicas." (negrillas en el original, Resolución 35 de 2011)

Con respecto a la solicitud de que se aclare que  la Resolución 1015 no está declarando una zona excluible de la minería, también el Ministerio trunca las esperanzas de los ecocidas de la Greystar/Eco Oro:

"...existe suficiente ilustración con relación a sus consideraciones acerca de la forma como se encuentra regulada la materia de los ecosistemas de páramos como zonas excluibles de la minería, y la facultad que tiene la autoridad ambiental para señalar áreas de exclusión en un determinado proyecto sujeto a licenciamiento ambiental, sin que para este motivo de inconformidad haya lugar a efectuar apreciaciones distintas o adicionales, en consonancia con las argumentaciones técnicas dadas…" (Resaltado mío, p. 43)

O sea el Ministerio deja perfectamente claro que ese es el ente encargado de señalar áreas de exclusión de la minería y que de hecho eso fue lo que hizo al negarle la licencia al descabellado proyecto de los canadienses.

Esta nueva victoria a favor del agua, la vida, y el páramo de Santurbán nos debe recordar que la lucha continúa, mientras la codicia de los extranjeros siga amenazando  nuestras mismas existencias, toda la región se volverá a levantar como una sola persona en defensa de su agua.

Bucaramanga, mayo 9 de 2012.

COMITÉ EN DEFENSA DEL PÁRAMO DE SANTURBÁN.

ALERTA KAMARADA


En algunas oportunidades incluimos aquí los trabajos periodísticos de Diego Sánchez González, especializado en dar a conocer el mundo juvenil y sus bandas musicales. Creemos que es importante para las organizaciones sociales saber de buena tinta las  diversas expresiones musicales de los jóvenes que acompañan muchos de los procesos sociales que se dan en Colombia.
ALERTA KAMARADA

DIEGO SÁNCHEZ GONZÁLEZ.
Si miras hacia atrás, vez la carretera como una alfombra que se va desenrollando vertiginosamente bajo la camioneta. La Vans corre desbocada a más de cien kilómetros por hora y desciende hacia el interior de un valle manso y tibio en la frontera entre Italia y Eslovenia. Había salido minutos antes de Udine, una ciudad del norte de Italia asentada sobre una cornisa de los Alpes. Y desde aquel punto sus residentes divisan el Mar Adriático hace diez siglos. En el interior del vehículo viajan los miembros del grupo bogotano Alerta Kamarada, quienes se aprestan a participar en el Rototom Sunsplash, el mayor festival de reggae de Europa. El Rototom nació en el año 1994 y conjuga la música con espacios dedicados a conferencias, debates, talleres de música, danza, meditación, medicina natural, filosofía rasta y cursos creativos para niños. Por allí han pasado las grandes figuras del reggae mundial: Burning Spear, Steel Pulse, Black Uhuru, Inner Circle, Third World, Culture, U-Roy, Yellowman, Itals, Meditation, Junior Reid, Linton Kwesi Johnson, Misty in Roots, Gladiators, Pablo Moses, Shaggy y Buju Banton.

La camioneta gira una y otra vez, en rotaciones copernicanas, sobre amplias rodajas de montaña, y entra de frente a un descampado donde más de 100.000 personas van y vienen entre un laberinto de carpas y menaje de camping. “Los Alertas” no acaban de arribar al backstages cuando Julian Marley[1]y Los Abisinios[2] los saludan.

En el crepúsculo, cuando el sol se guarda tras las altas cumbres de granito blanco, Alerta Kamarada se trepa al tablado y crea un estado de histeria y sobreexcitación colectiva. Pablo Araoz se detiene un segundo, contempla este mar de mil tinturas y recuerda muchos años atrás, aquel lejano día cuando su madre le regalo una guitarra eléctrica Peavey Predator Ii.

Pablo: “En el año de 1994 todavía estaba en el colegio, yo era un pelado con inclinación por la música. Sabes, eso viene de familia, mi mamá era profesora y tocaba guitarra y acordeón, mi abuelo tocaba chelo, en mi casa siempre hubo un ambiente de música y arte, me entiendes. Tocábamos canciones de Silvio Rodríguez y Pablo Milanes, desde ahí me empezó a sonar la cosa. Antes de esto yo quería ser futbolista, hasta hice parte de las inferiores de Millonarios, pero la música me empezó a jalar y me ganó. Entonces en mi catorce cumpleaños me regalaron una guitarra eléctrica tremenda, tenía un pequeño amplificador. Ahí comenzó mi carrera”.

Javier: “Mi mamá tocaba guitarra, mi tía tocaba el tiple, mi primo la bandola, mi hermana la guitarra, yo era rechiqui y los veía con ojos estupefactos. Mi mamá me regaló una guitarra y contrataron a un profesor que insistía en enseñarme horribles canciones llenas de amaneceres y arreboles y otras cosas aburridas como el Doctor Zhivago y La Gata golosa”.

Pablo: “Y empecé a escuchar música Punk, no sé realmente cómo fue el contacto directo con el Punk. Mis amigos eran metaleros, y a mí me gustaba Metallica, pues es una chimba, pero los otros grupos de Metal no me entraban. Yo estaba por ahí escuchando cosas más alternativas como Depeche Mode, The Cure, Pink Floyd y llegó a mis manos un disco de Sex Pistols. Recuerdo a un profesor de matemáticas, un man, de la “Nacho” que le gustaba el Punk, nos hizo el cruce de unos casete de Narcosis, un grupo vieja guardia del Perú, y ya quedamos enviciados de Punk para siempre. En ese momento la goma era buscar música en la Av. 19, después vino la goma de ir a conciertos. 

 Por esos mismos días yo vendí mi guitarra y me compre un bajo eléctrico. Entonces en un vuelto por el Centro me encontré con Hernando Zamora, un ex compañero del colegio y andábamos como en lo mismo, punkis los dos, “¿Y qué loco, en qué anda?” “Yo tocando bajo”. Le respondí, y el man. “Yo tocando guitarra”. “Huy muy bacano. ¿Y por qué no hacemos una banda?” “Pues bueno, hagámosle”. Y si señor que hicimos una banda de Punk. El man llamó a su medio hermano que se llamaba José Mario Betancourt, un guitarro bravo, y así fue como armamos una banda llamada disque Cuervo Rojo, los ensayos eran delirantes y hacíamos una música re-crazy, bacana y tal, pero la banda no tuvo futuro. Los ensayos se nos volvieron pura recocha, el grupo no tuvo ningún concierto, pero si varias canciones.

Un día fuimos a un toque a un bar de moda, el legendario Kaliman. Fijo que era el año 1995. Yo con mis botas, mi pantalón arremangado y mis pelos erizados, y llegamos a un concierto de Skartel y allí conocimos a Jairo Buitrago, él nos presento a David Moreno que fue el iniciador del movimiento Redskin en Colombia. Y allí, junto con Mateo Rivaldo, quedamos de armar una banda. Hicimos un inventario de la gente que podía formar parte del grupo y nos faltaba un batero, fue entonces cuando Jairo me dijo: “Se lo tengo”. Y nos citó al otro día en la Plaza Che Guevara de la Nacho y allí nos encontramos con Felipe López que era el man propuesto para sentarse al frente de las baquetas, también llegó su primo Julián, Hernando Zamora, Manuel Lancheros el trompetista y Mateo Rivaldo, un magnifico trombonista. Digamos que la banda cogió forma y esa fue su primera alineación.

Ensayábamos en la zapatería del papá de Felipe López en el barrio Santa Isabel, tuvimos un feeling desde el primer día y tocábamos una mezcla entre Punk y Ska, para ubicarte, era algo así como lo que hacia The Clash o Kortatu. Jairo Buitrago iba a ser el cantante, pero el man era tímido, me entiendes, necesitábamos alguien que se parara duro en el escenario. Así que duramos como cuatro meses sin cantante, hasta que en una fiesta en Santa Isabel Felipe conoció a Javier Fonseca y le propuso que fuera el cantante de la nueva agrupación, el pelado tenía una voz maravillosa que seducía al público”.  



Javier: “Yo llegue a esa fiesta y allí conocí a Felipe López, él me vio tocando y cantando y me llamó para su banda. Yo escuchaba por esa época Hardcore, Punk, después me empezó a gustar Bob Marley, Public Enemy, el Rap y el Ska”. 

Pablo: “En ese momento decidimos llamarnos Alerta Kamarada e hicimos nuestro primer concierto, en el bar Matatigre con La Pequeña Nación y La Severa Matacera. Nos fue muy bien, la gente ya sabía de nosotros, se formó un voz a voz, y la people nos estaba esperando con gran entusiasmo. Llegaron al toque como 500 personas, punketos, rudos, skinheads y rastas. A partir de este momento empezamos a tocar en bares, peñas culturales, carnavales populares de los barrios, como el de Britalia y Patio Bonito. Las invitaciones de los barrios eran bacanisimas, los mejores conciertos de esa época fueron allá”.

Javier: “Lo de los barrios fue muy importante en nuestros inicios, severos conciertos, había mucha gente grande, niños, sindicalistas y activistas. También un público muy juvenil. A estos festivales llegamos por invitación de la Redskin”.

Alerta Kamarada: “Por esos años hicimos nuestro primera grabación, en la emisora de la Universidad Javeriana, un material que nunca se edito, quedo en el underground. Después vino otra grabación en la emisora comunitaria “Suba al aire”. En 1999 se refuerza el grupo en lo melódico con Daladier Arismendi en la percusión, y nos concentramos en grabar nuestro primer disco en los estudios Audivisión. Imagínate el asunto, nosotros no teníamos el billete necesario, pero los manes nos fiaron, nos dijeron: “Miren pelados, ustedes tienen resto de talento, nosotros les fiamos y listo, severo apoyo”. Lanzamos este disco en el Downtown Majestic y esa noche vendimos 800 discos de una, un éxito muy áspero. El disco pegó de one y de allí sacamos las lukas para pagar todas las deudas.

A partir de esto, nos hacen la primera invitación al Festival del Cangrejo en San Andrés, un festival departamental que se realiza en abril, donde los isleños preparan gran variedad y diversidad de platos en base al cangrejo, acompañados con ritmos y bailes afroisleños. San Andrés fue nuestro primer contacto con el Caribe, recuerdo que cuando alguien le regalo uno de nuestros discos a Harry Belofonte, él dijo: “¡Cómo así, Rastas andinos!, no lo puedo creer”. Ja ja ja, Reggae sabanero. Entonces San Andrés fue nuestra puerta de entrada a África y el Caribe. Allí conocemos a “Teacher Pepper”, el grupo Creole y Jaime Wilfrido Archibold, más conocido como: “Jimmy Archbold”, fundador de agrupaciones tan importantes como: Island Rebels y The Raizals, que serán muy importantes en nuestra carrera.

Meses después volvemos a San Andrés a tocar en el estadio Wellingwourth May, con bandas de Cuba, Brasil y Venezuela, para el aniversario de la independencia de San Andrés. Luego tocamos en el reinado Miss Islas y es entonces cuando Jimmy Archbold nos invita a Providencia y allí nos quedamos una temporada. No habíamos llegado a Bogotá cuando nos invitan al Latin Film Festival en la ciudad de Chicago. En 2004 nuestra música empieza sonar en la radio, lo que no es fácil porque nosotros jamás hemos pagado “payola”, pero “Legal” pegó duro y de un momento a otro empezamos a ser muy reconocidos. Es una época muy movida, viajamos a México, participamos varias veces de Rock al Parque, del Altavoz de Medellín y rodamos por otras ciudades de Colombia.

Por esto años nos metemos a organizar el Festival Reggae Colombia por la necesidad de informar a la gente sobre la música Reggae y la cultura rasta. Es una época muy rica porque compartimos con Fidel Nadal de Todos tus muertos y Jimmy Archbold. Por estos festivales pasó Junior Reid, una institución en el Reggae, el jamaiquino Ijah Bones, dj Voodo Blaster (Italia), Alex Bonilla (Colombia), Natural Selection, Ras Jahonan, Voodoo Souljahs, FyahRootz, en fin, muy buen Reggae”.

Bajo nosotros, pasan medusas cristalinas y una estampida de hipocampos
escapando sobre la pradera de sargazos.
A medida que nos acercamos a la isla, 
una temperatura suave, como piel de mujer, nos envuelve. 
Entonces Xaymaca, “el lugar del oro bendecido”, crece en la proa 
y se abre a una exuberancia de olores y colores. ¡Ahí está! ¡Ahí está! 
Jamaica la tierra elegida por los dioses de África para los descendientes 
de los príncipes de Etiopia. 

Alerta Kamarada: “Fuimos a Jamaica a buscar las raíces del Reggae, llegamos a una mansión rastafari en las afueras de Kingstown, en Bull Bay, para explicarte mejor, el sitio es algo así como un monasterio donde sacerdotes rastas nos hacen participes de los servicios religiosos. Fue una recarga de energía fuertísima. Pero a su vez fue muy importante para nuestra música, porque conocemos a los grandes músicos de Jamaica, los dueños de los mejores estudios, hacemos música con varios de ellos. Y allá grabamos en 2006 el álbum “Somos uno”, en cuya producción participó Sly Dunbar (saxofonista de Bob Marley). Sin embargo fue el Festival Reggae Sunsplash en la localidad de Entrerríos el acontecimiento más importante del 2006. En este evento tocamos con UB 40 y Damián Marley.

Volvemos a Estados Unidos y hacemos un circuito de 16 toques desde los Ángeles  hasta Tijuana. Pasamos a Europa. Francia, España, etc. Visitamos Argentina y otros países del continente. Hemos trabajado con la gente de la Asociación de Familiares de Detenidos y Desaparecidos (Asfaddes), con los niños ciegos sordomudos, con el proyecto “+ arte - minas”, con Greenpeace, apoyamos las  movilizaciones de los estudiantes contra la reforma a la ley 30, incluso incluimos imágenes de estas marchas en un reciente video clip. Creemos que no hemos perdido el mensaje con el que iniciamos. Paz verdadera, derechos humanos y libertad para todas las personas”.

Discografía
En lo profundo (EP). Natarajah, 2003
Alerta. Natarajah, 2004
Khambhineyshan (EP). Natarajah, 2005
Somos uno. Sum Records, 2006; Universal Music, 2007
Kaliente. One2 Records, 2009
Historias de pueblo. One2 Records, 2010



[1] Hijo de Bob Marley.
[2] Trío Vocal Jamaiquino.